Dental Topics

Mejor conocidos como terceros molares, suelen aparecer entre los 17 y 22 años de edad, son 2 en la parte superior e inferior (izquierda y derecha). No siempre erupcionan de la forma correcta, por lo que generalmente ocasionan problemas o molestias. 

La mayoría de la gente presentan los 4 molares, sin problemas. Aproximadamente un 25% de pacientes no presentan ni siquiera la formación de alguno de estos molares. Se asocia a cuestiones evolutivas, ya que con el paso del tiempo la alimentación ha cambiado, es menos fibrosa, dura y carnívora, por lo que poco a poco se va necesitando menos piezas para la masticación. 
 
Cuando tenemos el espacio suficiente para las muelas del juicio, estas erupcionan en la posición correcta. Pero cuando, no se tiene el espacio suficiente, es cuando comienzan problemas de:

  • Mal posición
  • Infección: Pericoronaritis, es una infección que se causa cuando las muelas comienzan a erupcionar y la encía alrededor se inflama.
  • Quistes: Si no hay suficiente espacio, y las muelas quedan dentro de hueso, se forma un saco que se podría llenar de líquido, lo que formará un quiste, no siempre sucede, pero es probable si no se realiza cirugía.
  • Daños a piezas contiguas: Si las muelas están inclinadas hacia otras piezas, siempre están ejerciendo presión por lo que pueden llegar a dañarlas, pudiendo aparecer caries o reabsorber la raíz. 
 
Los síntomas pueden varias de paciente a paciente, entre ellos pueden estar sensación de ardor, inflamación de la encía, dificultad para abrir, dolor de oído y garganta, sabor extraño o desagradable. 

Lo mejor es acudir al odontólogo para revisar con radiografía panorámica la posición de tus terceros molares y así determinar si es mejor retirarlas o no. 




Nodo5